Se cierra un ciclo, como todo en la vida, los ciclos cumplen su propósito y como un esquema estadístico tienen su pico alto y luego desciende, para cerrarse. Cumplir un ciclo es haber colmado las espectativas, llegado a lograr objetivos y alcanzar logros propuestos, pero como toda situación, las decisiones siempre tienden a llegar de un modo u otro. 

Poeta Latino cumplió su ciclo, muchos estarán contentos y festejando, otros tristes y ya extrañando el sitio y algunos híbridos, ni una cosa ni la otra. Duele tomar esta decisicón, pero a la vez alivia, porque " mea culpa ", en mi caso había dejado de entreverarme en la página por motivos personales y por esa desazón de discontinuidad de aquellos que de una u otra forma creí eran puntales de la Web.

No voy a hacer nombres, porque no es mi forma de ser ni de sentir, solo les allano el camino a aquellos que me pusieron piedras en el camino, sé quienes son, los conozco, y desde ya también les agradezco porque cada vez que trataron de pisotear mi nombre o el de la página, me hicieron ver que era mucho mas el apoyo que las dudas en la comunidad del Latino. Desde hace unos meses, el cierre de este portal era una muerte anunciada, y de acuerdo con Diana, no es fácil mantener una web que no sea la Nuke que es gratis pero limitada en sus funciones de capacidad. 

Nuestras vidas continuarán, pero el Latino quedará siempre en los corazones de quienes alguna vez lo utilizaron como fuente de escape, de inspiración, de amores y desencuentros, de amistades y de internas, a las que alguna vez las denominé de escuela secundaria.
 
Gracias a todos, a los amigos y a los enemigos, ya que sin estos últimos tampoco esta pagina hubiera transcurrido tanto tienpo, gracias Diana por todo lo que me diste, y como no me gustan las despedidas solo decirles hasta luego, ya nos encontraremos en alguna otra página, ninguna como esta seguro, pero siguiendo con el vicio de escribir lo que venga y desahogarnos de alguna forma de tanta locura globalizada.

DANY